Padlock Charge Card Bank Card Credit Card Theft

5 cosas que tenemos que poner a buen recaudo

Hoy en día, nuestro ritmo de vida cada vez más frenético y estresante nos lleva a cometer pequeños errores por distracción o descuido que pueden afectar a nuestra seguridad personal y doméstica.¿Cuántas veces os ha pasado que al salir de casa os olvidáis de activar la alarma? ¿O dejar una ventana, el coche o el garaje abiertos?

Estos descuidos, aunque parezcan poco importantes, nos pueden costar muy caros.
A veces inconscientemente facilitamos “el trabajo” a los malhechores, y les permitimos acceder con facilidad a nuestros bienes. ¿Qué objetos con frecuencia nos olvidamos que deben ser protegidos?

Documentos importantes

En primer lugar se encuentran los documentos. A veces no se piensa en el hecho de que dejar un documento importante en las manos equivocadas equivale a autorizar un robo.

Nos cuesta pensar que una hoja de papel abandonada sobre un escritorio o una mesa pueda poner en peligro nuestra seguridad. Sin embargo, no tenemos que subestimar la importancia de los datos bancarios, certificados, seguros, carnés de identidad y otros documentos con datos personales y/o sensibles que deberían permanecer privados, ya que se podrían utilizar para cometer estafas o fraudes.

Equipos de trabajo

El equipo de trabajo, ya sea un taladro o una cámara fotográfica profesional, suele ser un bien muy codiciado por los ladrones, ya que se puede transportar y vender con facilidad y, al mismo tiempo, es más difícil de proteger o de ocultar.

Joyas

Poco importa que tengan más valor sentimental que económico: cuando nos roban joyas o relojes que probablemente nos ponemos cada día, el sentimiento de rabia es muy fuerte. Este suele ser el principal motivo por el que nos decidimos a comprar una caja fuerte.

Igualmente cierto es que a menudo, por pereza o por cansancio, cuando al llegar a casa nos quitamos las joyas o el reloj no nos preocupamos de guardarlos en un lugar seguro, sino que los apoyamos sobre cualquier repisa o mesa sin pensar en que nos los puedan robar.

Dinero en efectivo

Llevar mucho dinero encima no es un comportamiento habitual, pero ocultar un poco en algunos lugares de nuestro apartamento que consideramos seguros (como los cajones de la ropa o entre lo libros), es una costumbre muy habitual.

Lamentablemente es un error que cometemos muchos, porque los rincones de la casa que creemos que son los más seguros suelen ser los primeros donde buscan los ladrones.

Contraseñas y códigos de acceso en los dispositivos, discos duros externos

Este es el último punto, pero no por ello menos importante. Se trata de la seguridad digital, que hoy en día es fundamental y no se debería subestimar, pese a ser un tema bastante reciente y no siempre bien asimilado. Incluso un simple correo electrónico puede contener información muy confidencial, como contraseñas para acceder a la cuenta bancaria o a los pagos en línea, como PayPal.

Además, también corremos el riesgo de que nos roben el tan utilizado disco duro externo con la copia de seguridad de millones de datos. Ya sería muy irritante que nos lo robaran aunque solo contuviera fotografías familiares, pero sería verdaderamente dramático si hubiéramos almacenado meses o años de trabajo archivado. Por lo tanto, es aconsejable no dejar a la vista los dispositivos móviles como la tableta, el ordenador portátil o el smatphone, y aún menos si no están protegidos por códigos de seguridad.

La norma fundamental para evitar nos roben objetos de valor, ya sea afectivo o económico, es tratar de ser conscientes y tener cuidado, además de confiar en productos que nos puedan ayudar a protegerlos.

Mira las cajas fuertes y los armarios de seguridad Viro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


5 × = treinta

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>