Cadenas, portones y puertas dobles: la comodidad de un candado de doble vástago de cierre

Los candados de doble vástago de cierre son menos comunes que los de un solo vástago, pero en algunas situaciones marcan realmente la diferencia en términos de practicidad y de seguridad. Los candados con cierre de vástago, como los de las cortinas metálicas enrollables, normalmente tienen un solo vástago de cierre y una sola garganta.

Los candados de vástago, como el Viro Panzer, suelen tener un solo vástago de cierre y una sola garganta

Los candados de vástago, como el Viro Panzer, suelen tener un solo vástago de cierre y una sola garganta

Pero si lo pensamos bien, en muchas situaciones el candado debe apretar no uno, sino dos elementos: los 2 extremos de una cadena, las 2 hojas de una doble puerta, el batiente de una puerta y un elemento fijado en la pared, etc. Y es precisamente en estos casos cuando una cerradura de doble vástago de cierre es muy útil. Como su nombre indica, es un candado con 2 gargantas y 2 vástagos de cierre.

El Panzer en la versión con 2 vástagos de cierre y 2 gargantas.

El Panzer en la versión con 2 vástagos de cierre y 2 gargantas.

Por lo tanto, cada garganta puede utilizarse para bloquear uno de los dos elementos que se han de cerrar. ¿Cuál es la diferencia respecto a un candado con un solo vástago de cierre? La ventaja que se percibe inmediatamente en el uso cotidiano es que normalmente, para abrir la cerradura, no es necesario liberar ambas gargantas, sino solo una. Esto significa que el candado puede permanecer fijado en el otro extremo, sin necesidad de sujetarlo con la mano, volverlo a cerrar o guardarlo en algún lugar. Pensemos en una cadena: los 2 extremos de la cadena se insertan en las 2 gargantas del candado y, para abrirla y cerrarla, es suficiente liberar una garganta, dejando el candado fijado en el otro extremo. Es una pequeña comodidad, pero para un gesto que tal vez se repite varias veces al día, a largo plazo marca la diferencia. Pensemos ahora en una puerta doble, como la que cierra algunos garajes.

Un candado con 2 vástagos de cierre para usar en puertas y portones de dos batientes, porque se puede dejar enganchado a una de las dos hojas.

Un candado con 2 vástagos de cierre para usar en puertas y portones de dos batientes, porque se puede dejar enganchado a una de las dos hojas.

En este caso es aún más evidente la comodidad: dejando el candado fijado al batiente que se abre, la facilidad de uso es prácticamente la misma que la de una cerradura de sobreponer. Pero, en comparación con las cerraduras normales, un buen candado puede ser mucho más resistente. Otra situación típica es la de los portones  de los camiones. Tener el candado fijado a una hoja en lugar de tener que sostenerlo en la mano es una gran comodidad. En el caso de las camionetas, sin embargo, es mejor utilizar una cerradura diseñada específicamente para este tipo de vehículos, como la Viro Van Lock .

Los candados de doble vástago de cierre no deben confundirse con aquellos más baratos que, aunque tienen 2 gargantas, ambas están cerradas por un solo vástago. La diferencia se percibe inmediatamente a simple vista, porque los candados de doble vástago de cierre tienen 2 empuñaduras, mientras que los de un vástago solo tienen una.

También existen candados con dos gargantas pero con un solo vástago de cierre (y, por lo tanto, con una sola empuñadura) que no presentan todas las ventajas de los candados de doble vástago.

También existen candados con dos gargantas pero con un solo vástago de cierre (y, por lo tanto, con una sola empuñadura) que no presentan todas las ventajas de los candados de doble vástago.

Los candados de doble vástago de cierre no son solo más cómodos, sino también más resistentes. Respecto a los de un solo vástago de cierre tienen el doble de pestillos de cierre (2 contra 1) y los vástagos, al ser más cortos , sufren menos el efecto palanca que se puede ejercer con herramientas de descerrajamiento. Las gargantas, además, son más estrechas , por lo que es más difícil introducir palancas o herramientas de corte para romper el vástago de cierre.

Los candados de doble vástago de cierre son uno de esos productos prácticos que pueden desconocerse durante toda la vida pero que, una vez descubiertos, no se abandonan jamás.

Mira los candados de doble vástago de cierre Viro:
Panzer
Blocca catena

2 pensamientos en “Cadenas, portones y puertas dobles: la comodidad de un candado de doble vástago de cierre

    1. Miryam Sarti

      Estimado Gilberto,

      le agradecemos su solicitud. Enviamos su contacto a nuestra representante en América Latina. Se pondrán en contacto con usted para comunicarle los datos de nuestro proveedor.

      Un cordial saludo,
      Staff Marketing de Viro.

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


+ nueve = 13